De la semana fantástica a los ocho días, y ahora "las horas punta".


Un síntoma inequívoco de que el consumo no se recupera, es ver cómo el gigante El Corte Inglés exprime al máximo las opciones de generar ingresos con ofertas puntuales. Quienes tengáis cuenta registrada con ellos, habréis notado un incremento exponencial del número de mails recibidos. No pasa una semana sin que tengas un correo, o dos, con grandes ofertas exclusivas.

El último me ha llamado poderosamente la atención porque llega al extremo de su filosofía. Hemos pasado de la "Semana Fantástica" que duraba ya veinte días, a los "Ocho días de Oro" casi la semana siguiente, y hoy, nos avisan que el lunes llegan: "Las Horas Punta", algo así como un grito desesperado para que hagas una compra como sea. A este paso llegaremos al "Minuto Ganador"...

Comentarios

Esta es una tendencia impuesta por el e-commerce. En internet las horas son días!!!

Cuanto más trafico y hábito de visita consigamos arañar al usuario, es tiempo y dinero que estamos consiguiendo redirigir y reenfocar para nuestra marca y nuestro servicio!
jota-ce-jota ha dicho que…
No se si esto será en Alicante sólo, o por toda España, pero después de las rebajas empezaron a hacer "otras" rebajas de sólo algunos productos únicamente durante los Viernes y Sabados... (además dichos productos se encontraban amontonados, rodeados por una franja amarilla tipo "police line", y si eran de electrónica apilados en las cajas de embalaje y todo... a mi me pareció muy feo... xD)
4t2a ha dicho que…
Se dice entre los publicistas que para hacer una campaña de publicidad de El Corte Inglés hace falta un responsable de cuentas, uno de medios, un productor y ningún creativo.

Pues parece que se han tenido que mover unas cuantas cosas. Ya que se están modernizando en las técnicas comerciales, sugiero a ver si empiezan a cambiar otras de igual casposas asociadas a dicha marca:

1.- no hay ningún trabajador declarado que esté afiliado a otro sindicato que no sea el del corte inglés

2.- tienen siempre en promoción todos los libros de Pio Moa, o de Ricardo de la Cierva en los que cuentan como Franco restauró la democracia en España.